Doctrina de Dios

 

Introducción: El estudio de Dios es de grandísima importancia, porque Dios es el más alto valor del hombre; Él es su fuente de vida y sustention, "Porque en Él vivimos y nos movemos y somos..." (Hechos 17:28)

La existencia de Dios.

El cristiano acepta por la fe la verdad de la existencia de Dios. Pero no por una fe ciega; sino por una fe que se basa en la evidencia, y dicha evidencia se funda, ante todo, en la Escritura como palabra inspirada por Dios, y luego, en la revelación de Dios en la naturaleza.

La Biblia presupone la existencia de Dios desde su primera declaración: "En el principio creó Dios los cielos y la tierra" (Gén. 1:1), también nos dice que: "Los cielos cuentan la gloria de Dios, y el firmamento anuncia la obra de sus manos" (Sal. 19:1). Y San pablo añade en el primer capítulo de la carta a los Romanos: "Porque lo que de Dios se conoce les es manifestado, pues Dios se lo manifestó. Porque las cosas visibles de El, su eterno poder y deidad, se hacen claramente visibles desde la creación del mundo, siendo entendidas por medio de las cosas hechas, de modo que no tienen excusa. Pues habiendo conocido a Dios, no lo glorificaron como a Dios..." (Rom. 1:19-21).

Todas las cosas en la naturaleza muestran un orden perfecto. La tierra (Nuestro planeta) está a una distancia ideal del sol para evitar el calor abrasador y el frío congelante. La composición química de la atmósfera está en un balance ideal para la vida animal y vegetal. Bendiciones como sonidos musicales para los oídos y la belleza del color para ser apreciada por los ojos, muestran un orden y lógica que sólo un creador personal pudo elaborar.

Lo que se conoce de Dios  

Incomprensible. En un sentido Dios es incomprensible ¿Cómo pueden seres finitos comprender al Infinito y Eterno Dios? Zpofar, en el libro de Job dijo: "¿Descubrirás tú los secretos de Dios? ¿Llegarás tú a la perfección del todopoderoso?". San Pablo en Romanos 11:33 dice: "¡Oh profundidad de las riquezas de la sabiduría y de la ciencia de Dios! ¡Cuán insondables son sus juicios, e inescrutables sus caminos!...". Obviamente no podemos comprender la plenitud de la naturaleza de Dios, ni tampoco podemos saber completamente sus planes y designios. (Isaías 55:8-9).

Pero conocible. Por otro lado la Escritura afirma que se puede conocer a Dios. (Heb. 1:1-3) Juan escribe: "a Dios nadie le vio jamás; el unigénito Hijo, que está en el seno del Padre le ha dado a conocer" (Jn. 1:18; y 1 Jn. 5:20) Conocerle a El es experimentar la redención y obtener la vida eterna (Juan 17:3. Durante esta vida podemos y debemos conocer a Dios para recibir de El su salvación y para crecer espiritualmente, (Efe. 1:17, Col. 1:10, 2 Ped. 1:2-3) Pero en la gloria celestial llegaremos a conocer más perfectamente a Dios (1 Cor.13:12)

 La Naturaleza de Dios

El acercamiento al estudio de la naturaleza de Dios debe ser humilde y reverente. ¿Quién puede definir la naturaleza y la esencia del Infinito Dios? No son sólo sus caminos inescrutables (Rom. 11:33), pero su naturaleza y Ser sobrepasan nuestra comprensión.

*  Es especialmente importante entender la naturaleza de Dios, como está revelada en la Biblia, porque muchos conceptos de deidad se han dado por aquellos que no creen en el Dios de la Biblia.

La Biblia no nos da una sola definición comprensible de Dios; si "los cielos de los cielos no te pueden contener" (I Rey. 8:27), ¿Cómo puede una oración o una frase de palabras humanas definir su Ser?

* Como humanos podemos analizar los animales en sus diferentes variedades y especies. Esto es posible hacerlo, debido a que existen muchos y variados de estos animales. Pero Dios es único en su Género. Por consiguiente, es incomprensible en su esencia.

* La siguiente es una definición teológica, que un grupo de teólogos dieran tocante a la persona de Dios: "Dios es un Espíritu, Infinito, Glorioso, Eterno, e Invariable en su Ser, Sabiduría, Poder, Santidad, Justicia, Bondad y Verdad." (Catecismo de Westminster).

* Una indicación de la verdadera esencia de Dios se encuentra en el nombre Jehová que según la interpretación dada por Dios mismo, significa, "Yo Soy el que Soy". Es decir Dios existe por sí mismo y goza de absoluta y soberana independencia. (Ex. 3:13-14). Después en Exodo 6:2,3 "...Yo soy Jehová. Y aparecí a Abraham, a Isaac y a Jacob como Dios Omnipotente (El Shaddai), más en mi nombre Jehová no me di a conocer a ellos" La palabra hebrea Jehová o Yahweh deriva del verbo "ser".

* Varias declaraciones sobre Dios en la Escritura definen algunos aspectos de Su Naturaleza: "Dios es Espíritu" (Jn. 4:24), "Dios es luz" (1 Jn. 1:5), "Dios es amor" (1 Jn. 4:8), y "Dios es fuego consumidor" (Heb. 12:29). "Dios es Justo" (Apoc. 15:3), "Dios es Sabiduría" (Prov. 2:6; 8:12,14).

* Cuando se dice que Dios es Espíritu, lo que esto da a entender es que Dios no puede ser limitado a un cuerpo físico, ni a dimensiones de espacio y tiempo. Porque Dios es Espíritu, puede decir: "Y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo" (Mat.28:20); "Porque donde están dos o tres congregados en mi Nombre, allí estoy Yo en medio de ellos" (Mat. 18:20).

*  Dos problemas surgen en conexión con la afirmación que Dios es Espíritu. Primero, algunos pasajes bíblicos representan a Dios teniendo ojos, oídos, rostro, espalda o un brazo (Ex. 33:20-23, Is. 52:10; Sal. 34:15) Estas son figuras gramaticales llamadas "antropomorfismos" (que significa semejante al hombre) Dios sabiendo que el hombre vive en un mundo material usa figuras para darnos a entender que El escucha nuestro llanto, ve nuestras luchas y que es capaz de ayudarnos.

*  No obstante ver esta verdad claramente enmarcada en la Biblia, no son pocos los que han tratado de representar a la deidad con formas materiales (Rom. 1:22-23) Sin embargo la Biblia nos dice que, El no puede ser comparado con ninguna cosa creada (Is. 40:18-20, 25-28).

* El segundo problema con la representación de la espiritualidad de Dios, es que a veces es representado como habiendo aparecido en forma humana. Estas apariciones se llaman "teofanías" (Gén. 18:1-8, Jos. 5:13-15). Aunque Dios es en esencia Espíritu, El que hizo todos los seres y todas las cosas puede, para sus sabios fines, asumir cualquier forma que se adecúe a su propósito.

*  La Biblia nos habla de la gran maravilla de que Dios el Hijo tomó para sí mismo forma humana a fin de convertirse en nuestro Redentor, Sumo Sacerdote y Rey Eterno (Jn. 1:1,14; 1 Tim. 3:16, Heb. 2:14-17).

La Santidad de Dios

La Biblia dice: "Porque Yo soy Jehová vuestro Dios; vosotros por tanto os santificaréis, y seréis santos, porque Yo soy santo; así que no contaminaréis vuestras personas con ningún animal que se arrastre sobre la tierra. Porque Yo soy Jehová, que os hago subir de la tierra de Egipto para ser vuestro Dios: seréis pues santos, porque Yo soy SANTO" (Lev.11:44-45)

* La palabra hebrea para santo es "quadosh" y era atribuida a todas las cosas que de cualquier manera conciernen a Dios, o Su adoración; sagrado; libre de mancha de vicio, idolatría y otras impurezas y cosas profanas.

* La palabra griega es "hagios" y habla de: Dedicado o separado para Dios, santo, sagrado, reservado para Dios y Su servicio, puro, perfecto, digno de Dios, consagrado.

* La idea básica de Santidad, como está aplicada a Dios, es la de separación y exaltación, una absoluta perfección de carácter. La visión de Dios de Isaías acentúa estas cualidades, Isa. 6:1-5.

* Lo que le ocurrió a Isaías no es único. El gran teólogo Calvino en su libro de "Las Instituciones de la Religión Cristiana" menciona que todos aquellos que tuvieron un contacto con Dios evidenciaron una misma característica. Un temor terrible, un sentido de suciedad e inmundicia ante la majestad y Santidad de nuestro Dios.

* La Biblia menciona como Habacuc se quejaba ante las injusticias existentes en su pueblo... una vez subió a la torre del atalaya y dijo: Dios eres tan santo que no puedes tan siquiera contemplar la maldad. ¿Cómo puedes quedarte allí dejando que todo esto pase? Yo me quedaré aqui arriba hasta que Dios responda.... Cunado Dios apareció ante Habacuc, él dijo: "mis labios temblaron, mi vientre se estremeció y la podredumbre penetró en mis huesos" (Hab. 3:16).

* La santidad de Dios está revelada en la ley moral dada a Israel. Aquella ley en todos sus aspectos fue dada para imprimir en Israel la idea de la santidad de Dios y para despertar en el pueblo la necesidad de llevar una vida santa. ( Exo. 15:11, Lev. 10:1-3, Isa. 57:15).

* Muchos teólogos han visto en este proceder de Dios, un lado oscuro en el carácter de Dios. Según ellos, este Dios tiene sus caprichos y cuando quiere desencadena su ira a diestra y siniestra. Dicen ellos, que es por eso que lo vemos matando niños, adultos, ancianos y aún animales. Por ejemplo: si un niño era rebelde y contumaz con sus padres en público, era suficiente para matársele, un judío no podía visitar un adivino porque era reo de muerte, el adúltero debía morir irremisiblemente.

* Marción, un teólogo que se dio a la tarea de recopilar el canon de La Biblia, no podía concebir a este Dios del Antiguo Testamento. Porque según él, contrastaba grandemente con el Jesús del Nuevo Testamento. Y por ello no incluía esas experiencias y relatos donde La Biblia presenta a un Dios iracundo.

* Por otro lado, otros estudiosos han tratado de ignorar la ira santa del Dios de la Biblia. A tal grado que minimizan o niegan los juicios de Dios en el Antiguo Testamento. Por ejemplo: El juicio a Uza, lo entienden como que éste sufrió un ataque cardíaco.

* En el Nuevo Testamento encontramos la más alta revelación de la Santidad de Dios en la persona de Jesucristo (Hech. 3:14).


Google
Web Busca en nuestra página
 

 

Doctrina de Dios

                     Sección 1

 

Sección1  contiene:
Su existencia
Su Naturaleza
Su Santidad

Sección 2 contiene:
Sus Atributos
Omnisciencia
Omnipresencia
Omnipotencia
Es Verdad

Sección 3 contiene:
Su Personalidad
La Trinidad
 

Sección 4 contiene:
Naturaleza de Cristo
El Ángel de Jehová
El Espíritu Santo

                     Nota

Porque lo que de  Dios se conoce les es manifiesto, pues Dios se lo manifestó. Porque las cosas invisibles de él, su eterno poder y deidad, se hacen claramente visibles desde la creación del mundo, siendo entendidas por medio de las cosas hechas, de modo que no tienen excusa. (Rom. 1:19-20).

Y esta es la vida  eterna: que te conozcan a ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo, a quien has enviado. (Jn. 17:3).

Por la fe entendemos haber sido constituido  el universo por la palabra de Dios, de modo que lo que se ve fue hecho de lo que no se veía. Pero sin fe es imposible agradar a Dios; porque es necesario que el que se acerca a Dios crea que le hay, y que es galardonador de los que le buscan.  (Heb. 11:3,6).

                      Descargas

  Descarga este estudio en formato...

::  Portada   ::      ::   Anterior   ::      ::   Subir    ::      ::   Siguiente    ::

Copyright 2005 www.hermanosunidosencristo.org. All rights reserved. Un ministerio de la Iglesia Hermanos Unidos en Cristo de Burbank, CA. Estados Unidos